Rick Pitino destaca lo bueno, lo malo y lo triste de su experiencia en Puerto Rico



En su estadía en Puerto Rico durante gran parte del verano, el técnico Rick Pitino se ha llevado buenas impresiones de la isla y así lo dio a conocer en su blog. Pero de igual forma, también hizo unos señalamientos de la situación crítica que se encuentra el País, y no solo en el ámbito deportivo.

“Cuando llegué (a Puerto Rico) el impuesto subió de un 7% a un 11%. Esto es bien difícil para el pobre. Los problemas del país son casi imposibles de resolver”, escribió Pitino en el escrito Coach P’s Highs, Lows, and Sad of this Interesting Summer (Altas, bajas y lo triste de este interesante verano para el dirigente Pitino).

En su publicación, con fecha del 30 de agosto, Pitino enumeró las cosas le gustaron de la Isla, tanto en el aspecto de turismo, competencia deportiva y hasta inclusive la mascota Bompy, la cual estuvo en los fogueos entre la preselección nacional y los Cardinals de la Universidad de Louisville.

No obstante, entre los puntos bajos, Pitino destacó el asombro que tuvo con la “pobre organización” del equipo de Puerto Rico para los Juegos Panamericanos. Mientras, catalogó como “basketball rugby” la liga de Baloncesto Superior Nacional (BSN), en la cual la mayoría de los equipos le deben a los jugadores, y en la que hay tres refuerzos y se juega de manera muy física.

Pero más allá de lo deportivo, Pitino destacó problemas reales de la sociedad puertorriqueña y lo colocó como lo “triste” de su experiencia este verano, junto el aumento en el impuesto.

“Semanalmente, miles de personas se están mudando, en especial Florida Central, que se ha convertido en la ambición de los puertorriqueños en búsqueda de trabajo”, apuntó el técnico miembro del Salón de la Fama.

“No hay esperanza en el horizonte. Con Cuba abriendo sus puertas y el turismo (de Puerto Rico) lento, muchas vidas van a sufrir”, agregó Pitino, quien escribió sobre el problema de racionamiento por el que pasa el país y el hecho de que las canchas no se llenaron con los partidos de fogueo de la preselección, lo cual le habían dicho que iba a pasar.

“Eso fue falso, las arenas solo estuvieron medio llenas. Las personas no pueden pagar los precios en taquilla”, escribió Pitino.

Para Pitino, todo esto se ha mezclado con la situación del equipo de Puerto Rico, el cual ha sido azotado con las lesiones a solo días de iniciar el Preolímpico de Ciudad de México.

“Pero ellos van a competir con los pensamientos de levantar el espíritu de su país. Yo tengo que compartir esa meta”, subrayó Pitino, quien reconoció lo difícil que ha sido todo el proceso y ya desea estar con su familia y su equipo de la Universidad de Louisville.
Por Marcos Mejías Ortiz - primerahora.com
El Bloque Deportivo 2016. Con la tecnología de Blogger.